Boca Destacadas Fútbol 

La revelación de Buffarini

Julio Buffarini contó que con solo 14 años, realizó cinco pruebas para jugar en Boca, pero nunca quedó.

En una entrevista para el diario Olé, el lateral reveló que de pibe intentó en varias ocasiones seducir al Xeneize, aunque nunca lo logró.

«Me probé cinco veces y nunca quedé. Tenía 14 años y jugaba en Ateneo y Dolores, dos clubes de General Cabrera, mi pueblo. Mi viejo es hincha de Boca y tenía el sueño de que yo vistiera esta camiseta», afirmó.

Además, nombró a los responsables de aquel suceso: «En ese entonces en las Inferiores estaban (Jorge) Griffa y (Abel) Almada. Era jodido quedar, pero nunca bajé los brazos. Es más, los cazatalentos de Boca que iban a Córdoba me pedían que lo intentara una vez más. Esas pruebas se hacían en la cancha de sintético de Casa Amarilla, al lado de donde practicaba la Primera. Estaban Nico Burdisso, Matellán, el Chipi Barijho. Volvía a casa con la satisfacción de haberlos visto un ratito».

«Las cinco veces me probé de enganche. Después me fui retrasando hasta jugar de ocho. Un día, Pizzi me puso de lateral volante en el Monumental y no me sacó más».

De chico, Buffa vestía la camiseta de Boca

Por último, contó una anécdota de la final del mundo que jugó para San Lorenzo, ante Real Madrid: «Cristiano y Marcelo atacaban por mi lado. Con Marcelo chocamos y pidió el cambio. A Ronaldo le metí fuerte en la primera dividida para ver cómo reaccionaba. Se miró el tobillo y me miró de costado, sorprendido. Con la misma cambió de punta y dije ‘ya está, un problema menos’. Y Ancelotti me mandó a Gareth Bale, ja».

El encuentro con Riquelme
Dejá tu comentario

Post Sugeridos